• Abel T.

El motor V8 de hidrógeno que ha patentado Ford y que puede salvar los motores de alto rendimiento

Por un lado, estamos viendo cómo la industria del automóvil, en general, está invirtiendo mucho en el desarrollo del coche eléctrico, pero, por otro, se resiste a abandonar definitivamente los motores de combustión tradicionales y sigue trabajando en métodos que permitan la supervivencia de estos últimos, como los combustibles sintéticos de Porsche. Aquí tienes otro ejemplo, el motor V8 de hidrógeno que ha patentado Ford y puede salvar los motores de alto rendimiento.


Según publica Muscle Cars & Trucks, Ford ha registrado una interesante patente en la oficina de patentes de Estados Unidos que podría alargar la vida de los motores V8, cada vez menos usados. Se trata de un sistema que permite quemar hidrógeno en motores de combustión, lo que permitiría combinar los beneficios del hidrógeno en términos de limpieza y respeto al medio ambiente con las sensaciones y el sonido de los clásicos bloques de gasolina.


El motor V8 de hidrógeno de Ford

A decir verdad, no estamos ante ningún descubrimiento, ya que Toyota ya ha presentado modelos funcionales con una tecnología similar, como el Corolla de competición o el GR Yaris H2. Pero la peculiaridad de la marca del óvalo está en que utiliza una mecánica de ocho cilindros en V y podría significar la salvación de este tipo de motor.


¿Y cómo funciona el motor V8 de hidrógeno de Ford? El diseño controla de forma independiente el aire, a través de una válvula EGR, y el hidrógeno mediante un sistema de inyección directa. La combinación de estos dos sistemas permite controlar el tiempo de la combustión para que ésta se produzca en el momento óptimo. Además, sirve para ofrecer un mayor rendimiento cuando sea necesario y reducir el consumo cuando se circule de una forma más relajada.


Como puedes ver en los diagramas que han salido a la luz, se muestra el funcionamiento de un único cilindro, pero se puede aplicar a más, incluso, en un motor de ocho cilindros, lo que permitiría seguir produciendo motores V8 para el Ford Mustang de generaciones futuras. Una solución más digna para un muscle car que un sistema eléctrico.



3 visualizaciones0 comentarios